Berdún recupera su Carnaval de los Zarrapatrosos tras 79 años

Berdún recuperará este año su Carnaval tradicional, el Carnaval de los Zarrapatrosos, después de casi ocho décadas sin celebrarse en la localidad. Como en muchos otros pueblos del Pirineo, esta ancestral costumbre tuvo un importante arraigo y una gran relevancia hasta la guerra en numerosos puntos de Navarra y Aragón, donde se desarrollaba cada año una fiesta popular en torno a personajes míticos y a las representaciones de la eterna lucha entre el bien y el mal.

Preparativos del Carnaval tradicional de Berdún.

El Carnaval de Berdún se celebrará el próximo sábado, 23 de febrero, cuando zarrapatrosos y carnestolendas vuelvan a tomar las calles como lo hicieron en otros tiempos. Será alrededor de una gran hoguera y al son de La Ronda de Boltaña. Este fin de semana, comenzaban los preparativos para que todo esté a punto para esta fecha, tan importante en la historia y las tradiciones de esta zona de la Jacetania.

Recuperar el espíritu de la tradición en la Canal de Berdún 79 años después

Corrían tiempos de posguerra y la prohibición de celebrar el Carnaval también alcanzó a Berdún. Según explica uno de los organizadores y concejal de la localidad, Andrés Esclarín, «la última vez que sabemos que se celebró fue en 1940, cuando a las nueve de la noche llegó la Guardia Civil tuvo que suspenderse la fiesta, como nos han contado». Ahora, a través de la Comisión de Fiestas, del que también forma parte Esclarín, los jóvenes del pueblo han decidido recuperar la tradición. Y lo harán por todo lo alto, recuperando el verdadero espíritu de la celebración tras un paréntesis de 79 años.

Tras un intenso trabajo de investigación, hablando con los mayores del pueblo, los impulsores de la recuperación del Carnaval de Berdún han podido conocer muchos de los detalles de la fiesta, tal y como la vivían sus antepasados. Entre otros, han hablado con un vecino que hoy tiene 95 años, y que les ha aportado mucha información que les ha sido muy útil para recuperar la tradición y evitar que, como tantas otras, cayera en el olvido.

Representaciones por las calles del pueblo

«Íban en carros y cantaban una canción en verso -que también han podido recuperar y que interpretarán este año-, disfrazados con arpilleras y ropa de faena, en torno a un personaje que es el Zarrapatroso», explica Esclarín. Pondrán en escena una representación teatralizada con cinco fragmentos en cinco puntos distintos por las calles de la localidad, hasta que llegue el mulato -nombre con el que se conoce a los habitantes de la zona-, que será finalmente el que salve al pueblo. Habrá juicio, vencerá el bien -a veces, las apariencias engañan- y todos los celebrarán en torno a la hoguera, con una cena y en un encuentro que se convertirá en una gran fiesta de convivencia, en la que también participará La Ronda de Boltaña y habrá tiempo para divertirse al ritmo de la Discomóvil Sonido 54.

Por Rebeca Ruiz

ÚLTIMAS NOTICIAS: