Regresa a la Ciudadela de Jaca el cautivador arte figurativo de Fermín Ochoa

Regresa a la Ciudadela de Jaca el cautivador arte figurativo de Fermín Ochoa. (FOTO: Rebeca Ruiz)
Regresa a la Ciudadela de Jaca el cautivador arte figurativo de Fermín Ochoa. (FOTO: Rebeca Ruiz)

La Ciudadela de Jaca vuelve a abrir sus puertas, un año después, a la obra pictórica y fundamentalmente figurativa de Fermín Ochoa, que puede contemplarse en la Sala Burnao hasta el próximo 3 de octubre, en el horario habitual del Castillo de San Pedro. Óleos, acrílicos, acuarelas, pastel y plumilla, sobre lienzo, madera y papel, conforman una cautivadora muestra, formada por 40 piezas. Este viernes, el artista y el director de la Ciudadela, Francisco Rubio, han presentado la nueva propuesta cultural de la fortaleza.

Ochoa sorprende en esta ocasión con una colección prácticamente nueva, tanto en obras como en motivos, a excepción de algunas referencias anteriores y cargadas de simbolismo para la ciudad, como puede ser la Catedral de Jaca.

Rozando, a veces, el hiperrealismo, el artista combina en esta exposición lugares del mundo con paisajes y enclaves del Pirineo Aragonés -reflejo de su afición por la montaña-, y sitios emblemáticos de Jaca.

De Venecia a Panticosa, de Marrakech al País Vasco o de Egipto a Ansó, sus cuadros atrapan a todo aquel que los descubre… La Plaza de San Pedro, un banco de Panticosa, una perspectiva novedosa y diferente de la Plaza de la Catedral de Jaca… Todo es singular en la obra de Fermín Ochoa.

Dos cuadros muy especiales para Fermín Ochoa

En esta exposición, Ochoa llama la atención sobre dos cuadros: la imagen de una mujer con joyas y mascarilla y un paisaje, claras alusiones a la pandemia y a los momentos determinantes que atraviesa la sociedad actual.

«No me encasillo en una sola cosa porque me aburre. Por eso pinto mis cuadros en diferentes técnicas», explica el pintor. El resultado es una colección diferente, llena de matices, que llena de luz y colorido las paredes de la Sala Burnao.

J. FERMÍN M. OCHOA HUARTE

Nacido en Híjar (Teruel) y criado en Zaragoza, J. Fermín M. Ochoa Huarte se formó en la Escuela de Artes y Oficios Artísticos de esta ciudad y se graduó en Artes Aplicadas, especialidad Decoración. Es miembro de la Federación Internacional de Arquitectos de Interior y del Colegio Oficial de Decoradores y Diseñadores de Aragón, del que fue vicepresidente (de 1992 a 1995) y presidente (de 1995 a 2001).
Desde muy joven, le apasionó el dibujo y la pintura, pero eligió el mundo de la decoración, fundando su propio estudio (FER Decoración Comercial).
Como pintor, Fermín Ochoa se define autodidacta, dueño de su propio estilo y trazo, si bien siempre se ha mantenido fiel a la pintura figurativa, muy cercano al hiperrealismo.
Como saben de sobra sus seguidores, es incapaz de pintar de forma continua con la misma técnica. Le resulta más entretenido y divertido combinar pinturas al óleo, acrílico, acuarela, pasteles, tinta china y plumillas. También le gusta cambiar de soportes, como la tela, el tablero de madera y el papel.
Aunque su temática es también variada, muestra una especial inclinación hacia la naturaleza y el paisaje de montaña, dada su pasión por ella.

Por Rebeca Ruiz

ÚLTIMAS NOTICIAS: