Detectados restos de lindano en una pequeña parcela de Las Tiesas Altas

Durante las últimas reuniones del Comité de Coordinación Institucional y del Comité de Seguimiento Social, la Dirección General de Sostenibilidad ha informado sobre las más recientes actuaciones de descontaminación de los residuos de lindano que se han llevado a cabo por el Gobierno de Aragón durante los últimos 10 meses. Asimismo, la directora general, María Pilar Gómez, ha informado sobre los próximos trabajos de descontaminación que se realizarán en Bailín, Sardas e Inquinosa.

Entre las informaciones que maneja el Gobierno de Aragón, después de una ardua investigación, una parcela situada en Las Tiesas Altas, término municipal de Jaca, es uno de los puntos que aparece como posible ubicación de minivertidos de lindano.

Según explica el Gobierno de Aragón en una nota de prensa, en el transcurso de este procedimiento, se han realizado Avisos en el tablón de 13 municipios cercanos, durante 30 días hábiles, para recabar información sobre la posible ubicación de minivertidos. “Transcurrido el plazo, no se ha producido ni un solo testimonio aportando dato alguno. De igual forma, se ha hablado con antiguos trabajadores de Inquinosa y se sabe que el conductor que realizaba descargas de vertidos a principios de los años 80 falleció hace 10 años”, se indica en la nota.

La investigación por el momento da con un único hallazgo de restos de lindano en una parcela situada en Las Tiesas Altas. Se realizan análisis de agua del río Estarrún, de un barranco próximo a la ubicación y de los sedimentos del mismo, siendo el resultado negativo para restos de HCH. Si bien se toma muestra de gases del suelo en 8 puntos, a 70 centímetros de profundidad en la parcela y da positivo a organoclorados en un punto, señala el comunicado.

El propietario de la parcela informa de que hace más de 30 años “un camión pequeño depositó sacos vacíos de cemento y polvo blanco”. Por lo que se deduce que es un “vertido puntual de escasa superficie afectada, de un máximo de 300 metros cuadrados”.

Además, el Gobierno de Aragón ha explicado que se han realizado dos catas de tres metros de profundidad. “En una de ellas se encuentran residuos sólidos de lindano a 1,5 metros de profundidad, de unos 15 a 20 centímetros; como consecuencia se han realizado 35 minisondeos tipo SPT (3 cm diámetro) hasta roca madre (4 metros) para realizar análisis de los testigos extraídos, que han finalizado el 22 de noviembre”.

De esta forma, se ha iniciado un procedimiento ordinario de declaración de suelo contaminado con comunicación al propietario y a las administraciones implicadas (CHE, Ayuntamiento y Dirección General de Salud Pública).