Canfranc apuesta por la montaña y estrena su Espacio Trail permanente

Canfranc
De izquierda a derecha, Álex Varela, Fernando Sánchez y Noel Burgos. (FOTO: Rebeca Ruiz)

Este lunes, se abrían las inscripciones para la Canfranc-Canfranc 2018, la carrera más dura del mundo. Coincidiendo con este hecho, el Ayuntamiento de Canfranc presentaba su nueva apuesta por la montaña: el Espacio Trail, que permitirá disfrutar de un total de 517 kilómetros de recorridos, distribuidos en 43 rutas, para practicar este deporte durante todo el año.

Para el alcalde de Canfranc, Fernando Sánchez, la Canfranc-Canfranc, que alcanzará en 2018 su décimo segunda edición, refuerza “la apuesta por la comarca y por el territorio”; un impulso que se verá respaldado con la creación de “un espacio trail permanente que permitirá dar a conocer Canfranc también por la montaña” y por las posibilidades que ésta ofrece.

En la presentación participaba Noel Burgos, último ganador de la Canfranc-Canfranc en la modalidad de maratón, que, precisamente se ha trasladado a la localidad para preparar en ella la temporada, lo que da idea de las posibilidades de los alrededores. Entre otros factores, le permitirá “entrenar con nieve”, algo que no puede hacer en otros lugares.

Álex Varela, director del evento deportivo, explicaba que en 2018 la Canfranc-Canfranc mantiene su formato de cinco carreras de montaña: 100 K, 75K (la de 70K, reconvertida), Maratón (45 kilómetros), 16K y KV Descenso. La prueba jacetana será, además, la que cierre el prestigioso circuito Alpinultras, tras la Nafarroa Xtrem (Pirineo Navarro) y el Desafío El Cainejo (Picos de Europa). Hay pocas novedades con respecto a otros años, ya que las pruebas están lo suficientemente consolidadas y se mantienen los recorridos, excepto en la distancia de la 75 K (se comenzaba con 80, se bajó a 70 y, en esta edición, se contemplan 75 kilómetros).

banner Canfranc

 

La Canfranc-Canfranc se celebrará los días 7, 8 y 9 de septiembre. La Ultra 100K presenta un desnivel positivo de 8.848 metros; la Ultra 75K, de 6.500; el Maratón (45K), 3.910, y la Carrera 16K, 1.600. Es, precisamente, esta prueba una de las más peculiares, ya que es una carrera de autosuficiencia. El Kilómetro Vertical de Descenso suma 3,9 kilómetros y un desnivel de 969 metros.

Por su parte, la concejala Aidée Martínez, que forma parte de la organización de la Canfranc-Canfranc, explicaba que se trata de una prueba en la que los voluntarios son clave para el éxito. De otra forma, no podría celebrarse. Cada año, son 400 las personas que colaboran en la organización de la Canfranc-Canfranc, en un pueblo, hay que recordar, que ronda los 500 habitantes.

Espacio Trail

En cuanto al Espacio Trail, se trata de un proyecto que propone distintas rutas para practicar las carreras por montaña durante todo el año. Para ello, se ha creado una aplicación que comenzará a funcionar próximamente para Apple y Android, basada en parámetros de geolocalización. Ello permitirá descargarse la ruta correspondiente antes de salir a la montaña y tener siempre a disposición toda la información solamente llevando el teléfono móvil encima, ya que no precisa transferencia de datos, algo muy útil sobre el terreno. Además, se ha tratado de minimizar el impacto en la naturaleza y se han reducido las balizas al mínimo imprescindible -en e espacio físico sólo se han colocado en los cruces, a modo de recordatorio-.

Las rutas que presenta el Espacio Trail están organizadas por nivel de dificultad, y van desde 1,5 kilómetros hasta 35. Las de máxima dificultad tienen unos 20 kilómetros, y entre ellas se encuentran recorridos por el Aspe; La Moleta, hasta la Pala de Ip, el Corredor de Escarra o una ruta entre Canal Roya y Astún.

Más información sobre la Canfranc-Canfranc:

http://canfranccanfranc.com/