Orosia Campo, vicesecretaria territorial de Chunta Aragonesista en el Alto Aragón

Altoaragón1

La Comisión Intercomarcal de CHA-Altoaragón se reunió el pasado sábado en Huesca. A este encuentro, también asistió Carmen Martínez Romances, secretaria general de CHA, y Miguel Jaime, secretario de Organización de CHA.

Uno de los acuerdos tomados, por unanimidad, fue la elección de Joaquín Palacín como secretario territorial CHA-Altoaragón y de Orosia Campo y José Ramón Ceresuela, como vicesecretarios territoriales de CHA en el Altoaragón. “De este modo esperamos impulsar el trabajo político en las comarcas altoaragonesas con el objetivo de llegar a las próximas elecciones municipales y aragonesas en las mejores condiciones posibles para implantar el proyecto aragonesista y de izquierdas”, explicó Palacín.

Por otro lado, se realizó una valoración de CHA de la paralización de las inversiones plurianuales previstas para el Alto- Aragón, si se produce finalmente una prórroga presupuestaria. “Más de 100 millones de euros contemplados como inversión, por parte del Ministerio de Fomento, específicamente, para el Alto Aragón en 2018, pueden verse afectados si  finalmente se decide prorrogar los Presupuestos Generales del Estado”, asegura Carmen Martínez Romances.

En una nota de prensa, CHA quiere llamar la atención sobre el grave problema que supone para Aragón la demora en la aprobación de los Presupuestos Generales del
Estado para 2018, tanto para su futuro nivel de ejecución como por la posibilidad de prórroga presupuestaria de los actuales. “Ha pasado más de un mes de retraso ya conforme al calendario previsto y ahora ya no tiene ni fecha estimada para su aprobación”. “El Altoaragón tiene pendientes inversiones plurianuales para 2018 en cuestiones clave como la renovación de la vía ferroviaria con la vista puesta en la reapertura del ferrocarril del Canfranc o las inversiones necesarias para completar la autovía A-23, A-22 y A-21”, explica la secretaria general.

“Estamos hablando de un total de más de 100 millones de euros de inversión previstos solamente por el Ministerio de Fomento que pueden paralizarse si no tenemos nuevos presupuestos para 2018”. “No puede ser que los que por las decisiones políticas de unos y otros, Aragón sea la que salga también perdiendo; pedimos al Gobierno de España que
no demore estas inversiones tan necesarias para Aragón”, aclara Martínez Romances.

Según los Presupuestos Generales del Estado para 2017, el plurianual para los PGE de 2018 contemplarían una inversión del Ministerio de Fomento de 281.146.610 de euros para el Alto Aragón, desglosada en las siguientes inversiones más destacadas que, de no aprobarse, quedarían por tanto paralizadas, recuerda Chunta:

– 12.000.000 euros para el tramo de la N-260 Congosto del Ventamillo-Campo

– 15.000.000 euros para el tramo Siétamo-Huesca

– 19.003.500 euros para A-23 en tramo Monrepós-Caldearenas

– 10.000.000 euros para A-23 en tramo Lanave-Embalse de Jabarrella-Sabiñánigo

-10.000.000 euros para A-21 en tramo Enlace de Sigües-Enlace de Tiermas

– 20.000.000 euros para A-21 en tramo Jaca-Santa Cilia

– 15.000.000 euros para A-21 tramo Puente La Reina de Jaca-Fago

Sin olvidar lo contemplado en el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias para 2018 (20.000.000 euros para la adaptación y mejora para el tráfico
internacional de la línea Huesca-Canfranc).

Finalmente, se realizó en la intercomarcal de CHA-Altoaragón una valoración de la gestión desarrollada por CHA desde el Gobierno de Aragón, destacando que “el impulso decidido a la recuperación de la estación y el entorno del Canfranc, así como las ayudas europeas conseguidas para financiar el proyecto de reapertura del ferrocarril internacional, son un hito que nunca se había logrado antes. Sin olvidar la recientemente aprobada Directriz Especial de Política Demográfica y contra la Despoblación o las buenas cifras del turismo en el Altoaragón, fruto del buen trabajo de promoción y coordinación desarrollado.

Igualmente el trabajo por la dignificación de las lenguas de Aragón en el que en dos años se ha avanzado más que en los últimos veinte, es otro de los aspectos positivos. “Somos conscientes que queda mucho por hacer, en el ámbito educativo, sanitario, de creación de empleo, pero la impronta aragonesista y de izquierdas de CHA se hace sentir en este Gobierno de Aragón”, concluye Martínez Romances.