Así se debe actuar ante una emergencia en la montaña, según la Guardia Civil

evacuacion--647x350

Información facilitada por la Guardia Civil

La Guardia Civil recuerda una serie de normas básicas que hay que tener en cuenta en caso de emergencia.

En una situación de emergencia se debe participar toda la información posible:
– Tipo de accidente (gravedad aparente, síntomas y número de heridos).
– Hora aproximada del accidente.
– Lugar (con la mayor precisión posible, si tenemos GPS facilitar las coordenadas y la altitud; dar detalles que nos ayuden a encontrarte: estoy en un claro del bosque, estoy en nieve, en esta ladera da la sombra, veo una carretera desde aquí….).
– Número de personas que acompañan, ¿necesitarán ser evacuadas?, color de ropa…
– Condiciones meteorológicas en la zona del accidente, especificando si es posible intensidad del viento, visibilidad (nubes, nieblas, precipitaciones,…).

Mientras se espera la llegada del helicóptero:
1. Mantenerse localizado (indicar teléfono, frecuencia de emisora, lugar) para poder ampliar la información o guiar, al helicóptero para el rescate.
2. Elegiremos el mejor punto para la señalización y el rescate evitando grandes inclinaciones y obstáculos.
3. Agruparemos el material. Los objetos ligeros podrían salir volando creando una situación de peligro. Si llevamos animales con nosotros con toda seguridad se pondrán nerviosos con la llegada del helicóptero. Hemos de preverlo.

4. Pensaremos y nos prepararemos para realizar las señales internacionales para pedir ayuda.

Señales-internacionales-socorro-249x3005. No ocupar la zona de maniobra del helicóptero. Siempre que sea posible, dejaremos libre un área de no menos de 15 metros de radio. Si no es posible, estaremos muy atentos a las indicaciones que recibamos desde el helicóptero.
6. Indicar por dónde viene el viento; el viento nos deberá dar en la espalda siempre. Un pañuelo, una bolsa de plástico o similar en una mano dará una referencia clara de la dirección e intensidad del viento.

Lo que hay que tener en cuenta:
– No acercarse al helicóptero, ni descender del mismo, sin autorización del piloto.
– Cuando le autorice la tripulación, camine en una posición agachada, pero sin perder de vista al que le autorizó a moverse. Los desplazamientos serán siempre por la parte delantera de la aeronave, salvo que se le indique otra cosa. Nunca deberá aproximarse al rotor de cola que está en la parte trasera del helicóptero.
– Nadie debe acercarse o alejarse del helicóptero corriendo o llevando material suelto (mantas térmicas, material de montaña, ropa de abrigo,
gorros,…), pueden volar y provocar un accidente.

PELIGROS DEL HELICOPTERO 1PELIGROS DEL HELICOPTERO 2

– Protéjase los ojos. El polvo o la nieve que se levantará con el aire que desplaza la aeronave puede impedirle ver y con ello inhabilitarle en el momento más delicado. Si esto sucede quédese quieto y espere instrucciones.
– Si el rescate debe hacerse en una zona de difícil acceso, se deben extremar las precauciones para detectar y eliminar los posibles obstáculos (arbustos, vallas o cables) .

En el momento de subir al helicóptero:
Extremar las precauciones, esperar a que nos acompañe un especialista y seguir sus instrucciones.
• Siempre se debe subir de uno en uno; siempre por la parte delantera del helicóptero (salvo instrucciones de la tripulación en contra).
• Todo el material (bastones, mochilas, esquíes, piolets), deben llevarse en posición horizontal; si intentamos subir al helicóptero con el material en
vertical, podemos causar un accidente.
• Nunca deberá acercarse o alejarse del helicóptero desde el lado ascendente de una ladera.

En el interior del helicóptero:
• Después de subir al helicóptero, deberán sentarse como el piloto les indique y siguiendo sus instrucciones de seguridad.

Al bajar del helicóptero:
• Nunca se desembarcará sin autorización.
• Si nadie le indica lo contrario, al bajar, quédese quieto y agachado al lado del helicóptero.

4965_02

Decálogo de seguridad en montaña

Planificar previamente la actividad. Obtener información fiable sobre la ruta, vía de escala o barranco que se pretende hacer.
Informarse de la meteorología en la zona. No olvidar que en montaña la meteo es muy variable.
Una vez en la zona confirmar la información previa en refugios, guías de montaña, centros de información o Guardia Civil. Las condiciones de nieve, agua o climatológicas modifican la dificultad de las rutas, vías o barrancos.
Llevar todo el equipo adecuado a la actividad a realizar. Material técnico, ropa, calzado, equipos de protección solar, comida y agua.
No hacer actividad de montaña solo. Salvo circunstancias excepcionales no dejar nunca solo a un integrante del grupo y mucho menos si está herido o fatigado.
Comunicar a alguien (refugio, camping, hotel, amigos, familiares) la actividad prevista y respetar lo planificado.
Adecuar la actividad a nuestras condiciones físicas y técnicas. Ser modestos y saber renunciar. La montaña nos esperará.
Llevar teléfono móvil con baterías cargadas. Y si es posible equipos de orientación, GPS, altímetro, mapas, etc.
La actividad en la montaña finaliza cuando regresamos a lugar seguro. Hacer cumbre es sólo la mitad.
10º Ante cualquier incidencia avisar al 062 de la Guardia Civil o a cualquier otro teléfono de emergencia. Cada minuto es importante.