Herida muy grave una mujer francesa tras una caída de 120 metros en el Pico de los Infiernos

RESCATE GUARDIA CIVIL.jpg

Una mujer de nacionalidad francesa tuvo que ser rescatada el pasado domingo tras sufrir una caída del Pico de los Infiernos, en Panticosa. La Guardia Civil recibía un aviso  sobre las 17.00 horas explicando la situación de la montañera. La mujer, una francesa de 65, años sufrió una caída de unos 120 metros en la arista norte del Pico de los Infiernos en dirección al Ibón de Tebarray, y tuvo que ser rescatada por la Guardia Civil a consecuencia de las graves heridas que presentaba, politraumatismo craneoencefálico y en las extremidades, posibles lesiones internas y necesidad de intubación.

Según informa la Guardia Civil, tras acceder al lugar donde se entraba la herida, una zona muy descompuesta llena de piedras sueltas, fue asistida in situ por la médico de 061 y los especialistas en montaña de Panticosa, teniendo que ser recogida a la máxima urgencia mediante un complicado apoyo parcial del helicóptero de la Guardia Civil en una zona muy inclinada y trasladada a Panticosa, donde esperaba el helicóptero de 112 que la trasladó al Hospital Clínico de Zaragoza en estado muy grave.

No es la única actuación realizada por la Guardia Civil durante los últimos días: el lunes, día 21, se realizó un rescate por parte de personal del EREIM de Panticosa y de la Unidad Aérea de la Guardia Civil en la zona del Ibón Superior de Brazatos (Panticosa), donde una mujer de 44 años, vecina de Ansoain (Navarra), cuando descendía del Pico Bacias, introdujo la pierna entre dos piedras y sufrió una torsión, cayendo al suelo y produciéndose una herida abierta en la cabeza y contusiones por todo el cuerpo. Fue evacuada a la localidad de Sabiñánigo y, de allí, en ambulancia convencional hasta un centro médico.

El martes, día 22, se llevaron a cabo dos intervenciones, la primera de ella en la zona de Bedau de Santiago (Aragües del Puerto), donde una senderista sufrió un resbalón y se lesionó un tobillo. Se trataba de una mujer de 64 años vecina de Zaragoza.

Se dirigieron al lugar en vehículo oficial personal del SEREIM de Jaca, consiguiendo llegar por una pista hasta donde se encontraba la accidentada, y tras colocarle una férula y acomodarla en la camilla la descendieron hasta la carretera, donde esperaba una ambulancia que la trasladaría al Hospital de Jaca con una posible fractura de tobillo.

Además, la Guardia Civil atendió otros rescate en el Pico Russel, en Benasque; en la zona de la Ermita de la Asunción de Oto (Broto), donde un ciclista de montaña había sufrió una caída en una pista y sufría una posible fractura de clavícula; en el barranco Furco (Broto), donde una barranquista se golpeó en la zona baja de la espalda cuando realizaba un salto y no podía continuar el descenso; y en la zona entre la pista de Estós y el Ibonet de Batisielles (Benasque).