Búbal abre sus puertas a una treintena de niños en un campamento íntegramente en aragonés

imagenes_Bubal_4b97fe7b

Un total de 27 niños de entre 12 y 16 años de la Comunidad Autónoma participan desde hoy y hasta el 30 de junio en un campamento que, por primera vez, se va a desarrollar íntegramente en aragonés. La actividad, promovida por el Departamento de Educación, Cultura y Deporte del Gobierno de Aragón, se celebra en un lugar emblemático del Valle de Tena (Huesca): Búbal. Un encuentro que permitirá a los participantes iniciarse o perfeccionar sus conocimientos de esta lengua, a la vez que podrán disfrutar de un variado programa de actos vinculados con la naturaleza, el medio ambiente, la música o la etnología.

Se trata de una actividad pionera para la convivencia e intercambio de experiencias en aragonés donde, durante cinco días, los participantes tendrán la oportunidad, además, de disfrutar del verano de una manera diferente y en un entorno singular como es el pueblo recuperado de Búbal y conocer su arquitectura tradicional. La programación para estos días incluye también la celebración de varios talleres: de aragonés, de rap Se buscan valiens o de manualidades; así como diferentes excursiones: a la tirolina más larga de Europa en Hoz de Jaca, al Parque Faunístico de Lacuniacha o al Museo Etnológico de Serrablo, para la que se contará con las explicaciones del escritor natural de Sobrepuerto, José María Satué.

Los participantes, que estarán acompañados por maestros de aragonés, proceden de Zaragoza, Cuarte de Huerva, La Puebla de Castro, Tierz, Huesca, Broto, Linás de Broto, Zaidín y Fraga. El objetivo de esta actividad, que hoy visita el director general de Política Lingüística, Ignacio López Susín, no es otro que el de incentivar la presencia del aragonés en nuestra sociedad y para que los niños sean transmisores de los valores culturales y lingüísticos de Aragón.