Joserra Lebrón, de nuevo Campeón de España de Mushing

imag2287
Joserra Lebrón, junto a sus perros. (iparnomadakmushing.blogspot.com.es)

por Rebeca Ruiz

Joserra Lebrón subía, hace unos días, a lo más alto del pódium tras vencer en el Campeonato de España en Mushing (trineo tirado por perros) Sprint en Ólvega Soria, donde se hacía con el primer puesto en Triciclo 4 Perros Nórdicos -con Ishka,Lua, Axl y Bruce-, lo que convierte al equipo en Campeón de España en dicha categoría, con unos registros de tiempo y velocidad media impresionantes para perros que no son de sprint (ya que su especialidad son las largas distancias), y un cuarto puesto en Bikejoring Nórdico,-con Negu-.

Según la Federación Española de Deportes de Invierno, el mushing es un deporte de invierno que consiste en deslizarse sobre el hielo o la nieve con un trineo provisto de patines o esquís, cuyas características dependen de la modalidad que se practique”. Lebron es cuatro veces campeón de España en distintas modalidades, pero, además, acumula en su haber campeonatos navarros y vasconavarros, un subcampeonato de Europa en el 2012 y es dos veces Subcampeón del Mundo (2014 y 2015). Este navarro afincado en Canfranc es guía de montaña y profesional de servicios de emergencias. Se describe como amante de cualquier actividad relacionada con la montaña, si bien apenas le queda tiempo libre entre su trabajo, los entrenamientos y los cuidados que necesitan sus perros. Confiesa que siempre le gustó la práctica de este deporte, si bien competir al más alto nivel no es una tarea fácil, ya que, en estos momentos, su único patrocinador es el Ayuntamiento de Canfranc, por lo que continúa buscando más opciones que me permitan afrontar mayores objetivos”.

 

“El año se presenta incierto; tenía en mente una carrera de Larga Distancia en autonomía total en Suecia, pero por motivos económicos va a ser inviable. Si todo va bien,  en febrero disputaremos en Alemania el Campeonato de Europa WSA (de razas nórdicas), en la modalidad de Skijoring Media Distancia (3x40km), como ya hemos hecho en otras ocasiones”, explica Lebrón, en referencia a sus próximos retos, entre los que también figura, posiblemente, la participación en alguna prueba en Francia.

En su agenda también está presente el Campeonato de España de Mushing en Nieve en Baqueira, previsto para el próximo mes de marzo, así como los campeonatos vasco-navarros.

1150170_10153370508016957_5137918502738671893_nEl deporte que ha llevado a este musher  a lo más alto no es demasiado conocido, si bien resulta muy llamativo para el espectador y muy emocionante para el que lo practica. Sin embargo, requiere una intensa preparación, tanto física como mental. Pirena, en su momento, fue un referente que dio a conocer esta práctica a nivel internacional; pero, con su desaparición, hace unos años, el acercamiento a este deporte se limita, en la mayoría de los casos, a los lugares en los que habitualmente se practica o en los que se celebran distintas pruebas puntuables.

No obstante, pese a ser un deporte bastante minoritario (aunque esté en auge) y con apenas respaldo por parte de instituciones y Federación, el ratio de títulos internacionales es bastante mayor que en cualquier otro deporte de la RFEDI, Federación a la que pertenecemos”, explica Lebron, por lo que el nivel que hay en España es muy alto.

El atleta considera a sus perros como “equipo”, “familia” y “compañeros”. Son infinidad de horas de dedicación para que el equipo sea eso, un equipo que se compenetre al máximo y para lograr conocer perfectamente el carácter de cada perro para saber lo mejor posible sus reacciones, estado de ánimo o si manifiestan alguna molestia de cualquier tipo”. Y es que el secreto de estos campeones es, sin duda, esa compenetración, que sólo se puede conseguir con un cariño especial a los animales, un gran amor por la montaña y una dedicación sin límites a la práctica del mushing. “Para mí es fundamental ese vínculo y es lo más bonito del mushing, o de mi mushing, mejor dicho”, explica, perfectamente sabedor de que el secreto de sus éxitos tiene mucho que ver con su relación con sus perros.

IMG-20160102-WA0047Sus nombres “por orden de edad y llegada a casa”, como dice Lebrón, son Lur (hembra, 9,5 años), Orhi(macho, 9 años), Negu (macho, 7 años), Lúa (hembra, 6 años), Ishka (hembra, 4 años), Axl (macho, 4 años) y Bruce (macho, 4 años).  Todos ellos son huskies siberianos, menos Lur, la primera en llegar, que se puede considerar alaskana (mezcla de siberiano y caza). Lo más duro puede ser mantenerlos: “¿Cuidados? ¡¡Todos!! Son atletas, perros que son capaces de correr distancias muy largas y mantener un ritmo de entrenamiento durante muchos meses al año; además de eso, y lo principal, son seres vivos a mi cargo y que lo dan todo por mí. Por sentido común, por respeto y por humanidad, es un aspecto en el que no hay negociación posible”, explica Lebrón, quien les asegura “una alimentación de calidad, unos cuidados veterinarios y (de nuevo) una atención constante sobre su estado de ánimo de salud, unido al cariño que quieren y necesitan para sentirse cerca de ti: son unos pilares básicos en el equipo”.

No es fácil prepararse para este tipo de competición. Como en cualquier deporte, hay que hacer una planificación basada en unos objetivos, explica el musher, que advierte que “siempre se puede participar en carreras más allá de esa planificación, pero siendo conscientes de que el pico de forma buscado esté en nuestro objetivo”. Este nivel de exigencia hace que su temporada empiece casi al terminar la anterior, con la revisión y renovación de material o la planificación del calendario. “En septiembre comienzan los entrenamientos y, en nuestro caso, el punto álgido de la temporada es hacia febrero, donde se suelen celebrar nuestros grandes retos, como es el Campeonato de Europa o del Mundo”.

A la preparación de los perros hay que añadir la de Lebrón, sobre todo en el caso de los campeonatos al más alto nivel, en los que participa en la modalidad de Skijoring Media Distancia con dos perros (esquí de fondo de skating con dos perros y distancias de unos 40 kilómetros diarios).

12094733_10153263681401923_5518453278875300173_oToda su trayectoria, así como sus logros, pueden seguirse a través del blog http://iparnomadakmushing.blogspot.com.es/, donde se descubre la apasionante aventura que supone la práctica del mushing, una actividad que ya se llevaba a cabo en Laponia con huskys antes de la aparición de la rueda y que comenzó su despegue durante la fiebre del oro en Alaska y Canadá a principios del siglo XX. Sin embargo, el mushing como deporte no llegará hasta 1925. En Europa, en 1965, Suiza se convierte en el primer país donde se celebran pruebas de mushing, una disciplina que después se extendería a España y, en concreto, a los Pirineos, donde la popular Pirena, una carrera por etapas, se desarrolló durante más de 20 años hasta su desaparición en 2013.